domingo, 4 de abril de 2010

LLEGA LA PRIMAVERA II


La semana pasada nos centramos en sus beneficios y características, ahora estudiemos su uso culinario.



Con respecto al mundo culinario las almendras estaban vinculadas a la secunda mensa o postres, además se consumían en la comissatio o bacanal para estimular las ganas de beber y acompañar al vino, como nos indica Ateneo II 52 d: las almendras tomadas como aperitivo estimulan mucho a beber”


Además se creía que era un buen remedio contra la borrachera.

Así Dioscórides, I, 123, dice que: “Tomadas, previamente, unas cinco almendras amargas, impiden la embriaguez”. Lo mismo afirma Ateneo II, 52 d: “Plutarco de Queronea, Moralia 624 c dice que en casa de Druso, el hijo del césar Tiberio, un médico que superaba a todo el mundo bebiendo, fue sorprendido cuando comía antes de beber cinco o seis almendras amargas y que cuando se le prohibió tomarlas no pudo resistrir lo más mínimo la bebida. El efecto era el amargor de la almendra que es desecativo y consume los líquidos”


Es importante conocer que se recomienda la cocción de las almendras y no consumirlas crudas, de este modo afirma Ateneo, II 53 c que:”En general lo mejor es no comer las almendras sin cocer, a excepción de las almendras verdes, sino que hay que hervirlas y otras que asarlas.La cocción elimina la grasa de las oleosas, pues éste es el componente peor. A su vez, las duras y ásperas se ablandan si se ponen al fuego bajo y lento”

Se utilizaba muchas veces como acompañamiento de salsas de aves o carnes, como nos indica Apicio:


SALSA PARA LAS AVES

Mezclar pimienta, perejil, levístico, apio picado, menta seca y azafrán con vino. Consecutivamente tostar avellanas o almendras y añadirles vino, miel, vinagre y caldo. Hervir todo junto y añadir aceite de oliva. En último lugar poner una ralladura de apio o menta. Servir el ave con la salsa por encima.



SALSA BLANCA PARA LAS AVES COCIDAS


Mezclar pimienta, ligústico, comino, apio en grano, avellanas o almendras tostadas o bien nueces peladas, un poco de miel, garum, vinagre y aceite.


JABALÍ ASADO CON SALSA CALIENTE

Poner esta salsa previamente hervida sobre el jabalí cocinado: pimienta, cominos fritos y levístico, apio picado, tomillo, azafrán, nueces y almendras asadas y picadas o molidas, miel, vino y caldo.

SALSA DE ALMENDRAS Y NUECES O APORTHERMUM


Pelar las nueces y las almendras (sin piel). Hervir con agua salada. Hacer puré y cocinar con vino de pasas o simplemente vino. Servir con un poco de pimienta. Se puede tomar como un dulce o como salsa acompañando a carnes o pescados.

CARDOS REALES

Cocer los cardos en agua. Llevar a ebullición durante unos minutos, con un poco de agua y aceite, la pizca de cilantro, de menta fresca, de hinojo, de pimienta, de bayas de enebro y garum. En una fuente poner en el fondo los cardos y aderezar con los huevos picados, las almendras fritas y la salsa.


PASTELITOS DE HIGOS CON ALMENDRAS


Cortar unos higos secos. Unirlos a unas almendras fileteadas y hacer una masa. Cuando estén bien mezclados los ingredientes, hacer unos pastelitos. Servir con miel y pimienta por encima.


También se empleaba en el mundo de la cosmética para elaborar cremas y aceites perfumados.


A continuación podemos leer la RECETA PARA HACER ACEITE DE ALMENDRAS que nos ha legado Dioscórides, I, 34: “Algunos lo llaman metopio. Después de limpiar cuatro quénices de almendras amargas y de secarlas, májalas ligeramente en el mortero con una mano de madera, hasta que se haga pasta y, vertiendo en ello dos cotilas de agua que hierva, déjalo impregnarse media hora, a partir de ese momento macéralo de nuevo con más vehemencia. Luego, presionándolo contra una tabla, exprímelo, y lo que salga de entre los dedos recógelo en una concha. Después, de nuevo, echando una cotila de agua en lo estrujado y dejándolo embeberse, haz lo mismo. Cuatro quénices dan una cotila de aceite.”Este aceite es útil para los dolores de matriz, cefalalgias, zumbidos de oídos, mal de riñón, asma, mal de bazo y litiasis. Elimina las manchas del rostro y las arrugas mezclado con miel, con raíz de lirio y con cerato de alheña o de rosa. Con vino, limpia usagres y caspas"

Reconfortados por la llegada de la primavera, recordemos los versos de Virgilio, Geórg. 1, 187-188:

“Cuando en el bosque el almendro se viste de flores,…

es que se cubre de flores antes que el resto de los árboles y

se adelanta a ellos en sus frutos



Nos vemos después de Semana Santa.

Felices fiestas a todos

Plurimam salutem!

*Imágenes propias

2 comentarios:

Isabel Romana dijo...

Si hubiera sido romana de verdad (y no sólo de deseo), estaría gordita como una bola. Porque resulta todo tan rico... Besos, charo.

Charo Marco dijo...

A mí me pasaría lo mismo. A los romanos les gustaban más rellenitas, no hubiera sido problema.

Felicidades por el éxito del libro

Un beso